Por qué no quiero ser blogger a tiempo completo

ser blogger tiempo completoser blogger tiempo completoser blogger tiempo completo

La gran mentira

Petits, permitidme que utilice estas idílicas fotografías de mi supermaravillosa vida para ilustrar la gran mentira en la que vivimos la mayoría de blogueras. Estas fotos que he recopilado durante una semana entera, pero que vamos a dar todos por sentado que son de un solo día, porque, además, todos mis días son igual de chachis: me levanto en un anuncio de Don Algodón, ya guapa y peinada, pero me ducho y me arreglo un poco más para grabar un vídeo que luego se hará viral sin esfuerzo alguno, mientras espero a que mi guapísimo novio me recoja en coche para ir a tomar un sanísimo brunch (que por supuesto no me engordará nada y que no se enfría mientras hacemos 200 fotos de él para redes sociales). Más tarde, daremos un paseo por unas muy pintorescas calles y tiendas donde puede o puede que no me compre otro sombrero para adornar la pared (porque como soy blogger, la ropa también me sirve para decorar). Luego iremos a entrenar conjuntadísimos, que es lo que hacen las parejas de Instagram y después pasaré solo un par de horas editando el vídeo y las fotografías, que luego subiré a mis redes sociales mientras me como una ensalada, que también compartiré en Twitter, y veo cómo mis seguidores aumentan sin parar.

¿Ha sonado suficientemente a mentira o pongo que mi novio en lugar de en coche me recoge en unicornio volador? Desde luego, si ser blogger a tiempo completo fuese esto que acabo de describir, ¡tonto el último! Todo el mundo querría serlo. De hecho tengo la sensación de que precisamente porque la gente se monta las películas que se monta sobre tener un blog, todo el mundo vanagloria la vida de las blogueras, y no es tan bonita, creedme. SIGUE LEYENDO

5 fitstagramers que sí

Petits, estoy obsesioná con las cuentas fitness de Instagram, osesioná os digo. Es una cosa loca, pero no puedo evitarlo, sobre todo teniendo en cuenta que mi fijación con esas cuentas es solo equiparable a la que tengo con el CrossFit (esto es una secta, no me saquéis de aquí), lo que significa que cuando no estoy entrenando o pensando en entrenar, estoy viendo a otra gente entrenar o lucir modelitos de ropa deportiva (porque eso es a grandes rasgos a lo que se dedican la mayoría de fitstagramers [esto es muy difícil de decir] y no me parece mal, porque si estás así de buena qué menos que compartirlo con el mundo).

fitstagramers new sexy SIGUE LEYENDO

Cómo sobrevivir a los algoritmos: Facebook, Instagram y las notificaciones

Petits, visto el éxito del post sobre la futura muerte de Instagram a manos del algoritmo del equipo de Zuckerberg y el drama social de ayer con las notificaciones de la red social fotográfica, veo necesario hablar de si es posible o no la supervivencia en las redes sociales ahora que todo va a estar controlado por una serie de cálculos enfocados al enriquecimiento de unos pocos (porque yo me mantengo firme en que esto es por eso y punto, que sí, que mantener Facebook e Instagram cuesta dinero pero no tanto como para sangrarnos de esta manera con anuncios, de verdad, que dentro de nada vamos a tenerlos hasta en Whatsapp en función de nuestro tema de conversación, no me jodas).

Total, que no sé si formasteis parte ayer de la locura sobre la activación de las notificaciones, ni quién sería el primer luces en sugerirlo, pero no tenía ni la más remota idea de lo que eran las notificaciones ni de cómo funcionan los algoritmos de Facebook y demás, así que voy a hacer un pequeño resumen para que no quedéis como unos catetos pidiéndoles a vuestros seguidores que activen nada en ningún lado:

Las notificaciones de Instagram, como su propio nombre indica, lo que hacen es avisarte cuando alguien publica algo (hasta aquí todo bien), como cuando alguien te deja un comentario o le da like a tu fotografía. Ni más, ni menos. En el caso de que hubiese un algoritmo en la red (que en Instagram todavía no lo han instaurado como han anunciado en Twitter) esto no haría necesariamente que los posts de esas personas se colocasen arriba del todo en el feed de nadie, simplemente avisan a la gente de que existen. Si te apetece lo ves y si no, no. Y os puedo asegurar que si cada vez que alguien publica os sale una alarmita al final vais a estar tan hartos de eso que vais a dejar de seguirlos.

notificaciones instagram SIGUE LEYENDO